111 West 57th Street

cronología

1853

STEINWAY E HIJOS

El inmigrante alemán Henry Engelhard Steinway funda Steinway e Hijos el 5 de marzo de 1853 en un loft de Manhattan en Varick Street. Para 1860, Steinway ha construido una nueva fábrica en Park Avenue y 53rd Street, la actual ubicación del Seagram Building, donde abarca una manzana completa. Con un personal de 350 hombres, aumenta la producción de 500 a 1800 pianos al año. Los pianos Steinway ganan varios premios importantes en exhibiciones en Nueva York, París y Londres y, en los siguientes treinta años, Henry y sus hijos, C. F. Theodore, Charles, Henry Jr., William y Albert, patentan 127 inventos y contribuyen al desarrollo del piano moderno.

cronología

1887

LOS ARQUITECTOS ORIGINALES:
MAESTROS DE MANHATTAN

En 1887, se funda la célebre firma Warren y Wetmore. La firma diseña muchos de los edificios residenciales y culturales más refinados de Manhattan, desde el ubicado en 927 Fifth Avenue hasta la estación Grand Central y llegan a diseñar Steinway Hall en 1923. El enfoque artístico de Warren y Wetmore culmina en proporciones clásicas, mampostería cuidadosamente tallada y líneas de techos pintorescas.

cronología

1916

STEINWAY HALL EN 57TH STREET

En 1916, Steinway anuncia sus planes de construir un nuevo edificio de diez plantas con la compra de propiedades adyacentes en las calles West 57th y 58th, por alrededor de un millón de dólares. Steinway e Hijos elige a la firma de arquitectos de Warren y Wetmore, quienes se presentan para construir un edificio de 16 pisos en 1923. El diseño del Steinway Hall llega a la primera plana del New York Times, en octubre de 1923, en un artículo que saluda al edificio planificado como "una importante incorporación al nuevo centro de bellas artes". La construcción comienza en junio de 1924 y finaliza en abril de 1925.

cronología

1925

NOCHE DE APERTURA DEL STEINWAY HALL

La noche de apertura oficial tiene lugar el 27 de octubre de 1925 con una actuación de Willem Mengelberg y 35 músicos de la Filarmónica de Nueva York ante 300 invitados de la sociedad de Nueva York. Toda la actuación se trasmite por radio. Como el hogar insignia del principal constructor de pianos, Steinway e Hijos, el Steinway Hall incluye salas acústicamente ideales para presentaciones musicales de virtuosos como Sergei Rachmaninoff y Vladimir Horowitz, así como espacios para la construcción y la afinación de instrumentos.

cronología

1928–2014

FAMOSOS RECITALES

El glorioso edificio de estilo clásico francés es testigo del ingreso de los pianistas más renombrados de todos los tiempos por sus puertas para tocar y de la selección de instrumentos del famoso banco de pianos ubicado en el sótano. En este Steinway Hall, Vladimir Horowitz y Sergei Rachmaninoff se encuentran ilustremente y ensayan juntos y, en sus nueve décadas de servicio al mundo de los pianos, el Steinway Hall recibe visitas regulares como las de Arthur Rubinstein, Van Cliburn, Judy Collins, Lang Lang, Billy Joel, Evgeny Kissin, Diana Krall y Harry Connick, Jr. Innumerables actuaciones tienen lugar tanto en la glamorosa sala de recitales de arriba (destruida en 1958) como en la sala de recepción con su cúpula deslumbrante.

cronología

2001,2013

ESTADO DE SÍMBOLO

En 2001 se designa al Steinway Hall como símbolo, ya que es "un monumento eterno de la música y la arquitectura clásica". Se declara a la Sala de Recepción, el corredor y su rotonda interior bien preservada símbolo de la ciudad de Nueva York en 2013.

cronología

2013

STEINWAY HALL–
EL SIGUIENTE CAPÍTULO

En 2013 se escribe el próximo gran capítulo de la famosa historia de Steinway Hall. El JDS Development Group y el Property Markets Group adquieren el edificio icónico y el lote adyacente para construir un rascacielos único, audaz y delgado en terracota hecha a medida, bronce y vidrio diseñado por los arquitectos de SHoP con interiores de Studio Sofield. En 2014 se inician las tareas y, en 2018, se completará la construcción.

cronología

2019

111 WEST 57TH STREET

En 2019 se terminará la icónica nueva torre. De una fundación histórica a un símbolo contemporáneo, 111 conjuga lo viejo con lo nuevo, el arte con la ingeniería, la naturaleza con la cultura y está ubicado en perfecta simetría con el hermoso Central Park. La torre eleva la historia hacia el icónico horizonte de Manhattan y adapta los trazados clásicos anteriores a la guerra del Steinway Hall a residencias llenas de personalidad.